[:es]Las instrucciones de montaje han de seguirse[:]

[:es]Algunas veces será necesario llevar a cabo en la vivienda reparaciones de fontanería como consecuencia de la antiguedad que tienen los objetos que forman las conductos por los que atraviesa el agua. El grifo suele deteriorarse con el tiempo de tendríamos que arreglarlo sin embargo otras veces necesitaremos cambiarlo porque no se puede reparar el antiguo.

Primero debemos retirar el que tenemos puesto, se trata de una tarea sin complicaciones que no lleva demasiado tiempo. Incluso será necesario extraerlo en el momento que la válvula interior se deteriore.

Verifique que el agua no esta activada, para eso debería encontrar la válvula de cierre de la cocina o el baño. Luego debería de aperturar el grifo con el fin de que salga el agua que hay en las tuberías, cuando deje de salir agua comenzaremos a manejar el grifo y retirarlo del lavadero. Será esencial cerrar con el tapón el lavadero con objeto de que los utensilios y piezas que utilicemos de ninguna manera se puedan introducir en los conductos, hecho que podría provocar obstrucciones pasado un tiempo.

Si durante el arreglo se necesita de nuevo utilizar el agua en el hogar, tapone el conducto de acceso a ese grifo y de esta manera se podrá continuar utilizando agua sin estorbarnos en el trabajo.

Será necesario distender los ejes que enlazan el grifo al suministro del agua y las tuercas que lo fijan al fregadero. Con ayuda de la llave inglesa de fontaneros elche debe extraer las arandelas que vinculan los conductos de el acceso de agua con el grifo.

Sin embargo, si hay que poner un grifo en un lavabo y además enganchar este elemento al suministro de agua el asunto va a tener más dificultad. Lo principal en esta clase de faenas quizás sea prevenir fugas de agua, por tanto necesitaremos atrancar las válvulas que paralizan el suministro asi como dejar que el agua que se encuentra dentro de los conductos pueda salir. En el momento en que lo decidamos colocar, el lavadero debería estar perforado dejando un espacio para introducirlo. Los lavabos que nos venden llevan los orificios hechos ya que se requieren instrumentos que en las casas no solemos tener.

Al manipular los conductos del agua caliente debe tener mucho cuidado, puesto que podríamos dañarnos debido a las temperaturas altas. En el momento de comprar el grifo debe cerciorarse de que tiene la guía de montaje en el idioma adecuado.

Las instrucciones de montaje han de seguirse sin saltarse ningún paso. En el momento en que termine la instalación, ha de verificar que todo funciona de manera adecuada. Vea que de ningún modo tenga fugas de agua y también que al poner en marcha el grifo en las distintas funciones la temperatura sea correcta.

En el caso de que encuentre una rotura de tuberias y no sabe de donde viene, debería de contactar con un profesional de fontanería ya que poseen aparatos que encuentran la rotura en pocos minutos.

Fontaneros tenemos bastantes, pero que entiendan bien de la materia algunos menos, por ello sería bueno que le aconsejasen uno.[:]

Comparte este post....Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn